Razones para esterilizar a tu perr@.

Alrededor de la esterilización existen muchos prejuicios, algo que convierte a España en uno de los países con una de las tasas de esterilización más bajas de Europa.

image

Muchos dueños de animales desconocen que con la esterilización se consigue reducir el riesgo de infecciones uterinas, tumores de mama, quistes ováricos y se evitan las complicaciones postparto, así como los embarazos psicológicos y los cambios en el carácter de la perra, cuando está en celo.

La esterilización consiste en una intervención quirúrgica, que se realiza con anestesia. Su finalidad es evitar definitivamente la reproducción y el celo del animal. La recuperación de la operación es rápida y la intervención no implica riesgo para la vida del perro. Los machos necesitan tres días para recuperarse y en el caso de las hembras, una semana.

La esterilización no conlleva contraindicaciones o secuelas para la salud del animal y se puede practicar a cualquier edad. Algo que suele preocupar a los dueños de los perros con respecto a la esterilización es el aumento de peso, pero no se produce en todos los casos.

Y si ocurriera, con una dieta adecuada se puede corregir el sobrepeso . En muchas ocasiones se desconocen las ventajas que conlleva la esterilización para la salud de los animales, sobre todo para prevenir ciertas enfermedades, lo cual frena a muchos dueños a la hora de tomar la decisión de esterilizar a sus animales.

Ventajas de la esterilización

En el caso de las perras:

Evitar las molestias derivadas de la menstruación, como la incómoda persecución de los perros.

Prevenir los embarazos psicológicos, que producen cambios de carácter.

Reducir el riesgo de infecciones uterinas, tumores de mama y quistes ováricos.

Evitar las complicaciones postparto.

No hay riesgo de embarazos no deseados, con las consecuentes camadas indeseadas que, en muchas ocasiones, no se pueden atender.

En el caso de los machos, la esterilización también tiene sus ventajas:

Evitar preocupaciones en la época del celo: escapadas, nerviosismo, agresividad, peleas.

Se evitan los problemas de próstata.

Problema de abandono

Si en España se esterilizaran más animales, el número de perros abandonados se reduciría de manera considerable. Hay que tener en cuenta que gran parte de los perros que ingresan en los albergues provienen de camadas indeseadas, que se hubieran podido evitar si el perro estuviera esterilizado.

Si se reduce la cifra de perros abandonados, también se minimizan las consecuencias que se derivan de abandono: atropello de los animales o masificación en los albergues. Sólo la conciencia de los propietarios de los animales puede cambiar la situación del exceso de camadas indeseadas y de masificación en los albergues y centros de recogida de animales.

En este sentido, Manuel Lázaro, veterinario de la clínica Mirasierra de Madrid, opina que “a estas alturas está fuera de lugar plantearnos si el control de la reproducción es algo necesario, porque está demostrado que las camadas de animales no deseados tienen muchas posibilidades de ser abandonados el día de mañana”.

Otros países

En España no tenemos tradición de esterilizar a los animales por prejuicios, asociados a la cultura latina, como que: desnaturalizamos a los perros, les privamos de su “virilidad” o les cambiamos su carácter. Sin embargo en otros países de cultura anglosajona, como Estados Unidos, la excepción es un perro o gato sin esterilizar. Por otro lado se encuentran los países nórdicos, donde la esterilización de los perros está prohibida, salvo por prescripción veterinaria.

Más gatos que perros

Otro dato curioso es que en España se esterilizan más gatos, alrededor de un 95%, frente a un 20% de perros. Esta tendencia es debida a la creencia de que los problemas derivados de la convivencia con gatos en casa, como: el marcaje territorial, el vagabundeo o las molestias por el celo, desaparecen con la esterilización. Sin embargo esta idea no se tiende a aplicar de la misma manera con los perros.

Medicamentos contraceptivos

Otra opción a la esterilización es la administración de medicamentos que sirven para evitar la reproducción del animal, sobre todo en el caso de las perras. Sin embargo, la mayoría de los veterinarios no son partidarios del uso de este tipo de productos, porque presentan efectos secundarios.

Diferencia entre castración y esterilización

Dos cuestiones que crean confusión entre los propietarios de animales de compañía es la diferencia entre castración y esterilización. En el primer caso consiste en la extirpación quirúrgica de las glándulas sexuales, es decir los testículos en los machos y los ovarios en el caso de las hembras. Esta operación conlleva la esterilidad del individuo, es decir la ausencia de actividad sexual. Por ejemplo el macho no puede montar a la hembra y desaparecen las conductas sexuales secundarias, por ejemplo no se produce marcaje territorial.

En el caso de la esterilización, el objetivo se centra en evitar la fertilidad del animal a través de la cirugía. Si se desea, se conservan los testículos o en el caso de las hembras los ovarios y por lo tanto la conducta sexual queda intacta. Es decir: toda castración conlleva la esterilización del animal, pero para esterilizar no es necesario castrar.

Técnicas quirúrgicas

Las técnicas quirúrgicas que se emplean con los machos son dos:

La vasectomía o extirpación de un pequeño fragmento del conducto deferente, que conduce los espermatozoides hacia la uretra y el pene. Esta técnica respeta la integridad del resto del aparato reproductor, es decir se trata de la esterilización.

La orquiectomía o extirpación de los testículos, que abarcaría la esterilización y la castración.

En el caso de las hembras hay dos tipos de intervenciones:

La histerectomía o extirpación del útero y los cuernos uterinos, es decir sólo esterilización.

La ovariohisterectomía con la que se extirpa: útero, cuernos y ovarios. En este caso se practica la esterilización y la castración.

Consejos

No tener prejuicios frente a la esterilización. Ser consciente de sus ventajas y de que es el mejor método para evitar camadas indeseadas.

La esterilización se debe practicar en una clínica veterinaria.

El veterinario es quien mejor nos puede asesorar sobre la técnica más adecuada para nuestro animal.

Tener en cuenta que la esterilización implica para el animal calidad de vida y no cambios de carácter o renunciar a su vida sexual.

Fuente: E-consumer

Publicado desde WordPress

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s